El plan de Kiss

Gracias al impulso cosechado durante la reciente gira sudamericana, Gene Simmons y Paul Stanley se encuentran abocados a una tarea que a esta altura ya parece una cuestión personal.

El gran objetivo de Kiss para los próximos meses es conseguir el ansiado ingreso al Salón de la Fama del Rock and Roll.

La estrategia de la banda para lograr este demorado reconocimiento incluye la edición de un nuevo disco de estudio tras once años de silencio.

Sin embargo, el elemento fundamental de esta movida es la promocionada gira por los Estados Unidos y Canadá que comienza en septiembre.

Kiss se asoció recientemente con Eventful para organizar la denominada «Primera gira dirigida por los fans». La idea central del proyecto es que los fans voten on line para que sus respectivas ciudades sean parte del itinerario de la banda.

Se anuncia que las ciudades pequeñas estarán en igualdad de condiciones con respecto a las grandes porque la selección de los ganadores será el resultado de una valoración entre la cantidad de habitantes y los votos conseguidos.

«Ninguna banda le había dado a sus fans el poder de decidir por cuáles ciudades pasaría una gira. Nuestros fans se lo merecen. Dejamos nuestra próxima gira por los Estados Unidos y Canadá en manos de los fans», señaló Paul Stanley hace unos días.

Hasta el momento, los canadienses llevan la delantera en la votación ya que lograron colocar nueve de sus ciudades en el top ten del ranking.

Por supuesto, los datos de Internet pueden ser adulterados así que nunca sabremos si la gira es la verdadera manifestación del voto popular.

En cuanto al nuevo disco de estudio, Gene Simmons dijo en una entrevista televisiva realizada en nuestro país que todas las canciones pertenecen a Paul Stanley.

Detrás de la broma condescendiente, Gene esconde su total desinterés por el aspecto artístico de esta formación de la banda. En marzo pasado había revelado que el nombre de uno de los temas nuevos era Rotten to the core.

Todos los medios se hicieron eco de esta supuesta novedad pero pocos repararon en el hecho de que se trata de un working title que el bajista utiliza desde los años setenta.

Hace décadas viene circulando un demo de una canción con ese nombre que ante una primera oída se revela claramente como el embrión de Calling Dr. Love.

El exagerado cinismo de Simmons ya no me sorprende pero por momentos me alarma la falta de espíritu crítico de algunos fans que aceptan ciegamente todo lo que la banda intenta vender.

Si el plan de saturar los medios de comunicación de los Estados Unidos resulta exitoso, es muy probable que la banda sea inducida al Salón de la Fama durante el año próximo.

Recordemos que en la ceremonia de inducción es habitual que las bandas inviten a sus antiguos compañeros de ruta para recibir el galardón.

Es interesante imaginar la serie de eventos que pueden desencadenarse si Peter Criss y Ace Frehley tienen que verse las caras con Eric Singer y Tommy Thayer.

Parece imposible que alguno de los miembros originales de Kiss regrese a la banda pero a esta altura de los acontecimientos podemos esperar prácticamente cualquier cosa.

~ por Mike en abril 23, 2009.

2 comentarios to “El plan de Kiss”

  1. Estoy de acuerdo en todo. Espero el nuevo disco. Lo único que le temo es al Sr. Simmons, ya que se encuentra igual que en la década del ochenta donde era más importante producir bandas de mediocre calidad, participar en filmes de ninguna trascendencia y crear su sello discográfico.

    Hoy el panorama es el mismo. Su bochornoso y guionado reality y sus ambiciones personales harán que su participación en el nuevo disco sea como en Animalize, Asylum o Crazy nights. Aportar temas que parecen sobrantes de discos anteriores.

    Quiero un Simmons como en Revenge, donde Kiss era su prioridad y realmente era excelente su aporte a la banda. Enchufado y con ganas de que Kiss siga creciendo. Hoy los dólares son su único anhelo…

  2. Vos creés que todo esto es sólo para ser incluidos en el Salón de la Fama del Rock and Roll? No estoy de acuerdo.

    Sí comparto tu opinión y la de Diego sobre Gene Simmons. Lo suyo es lamentable. Y aporto una preocupación: Teniendo en cuenta los resultados artísticos (no comerciales) del último disco solista de Stanley, me inquieta que esté a cargo de la producción y la mayor parte de la composición del nuevo trabajo… No quiero un Live to Win 2.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: